Chile se suma al boom de las cirugías plásticas en menores de edad

  • Según datos de la Sociedad Internacional de Cirugía Plástica Estética (ISAPS), más de 170 mil menores de 18 se realizaron un procedimiento estético durante 2016 en algunos países del mundo. Chile también vive un aumento de las cirugías en adolescentes.
  • Las redes sociales han jugado un rol primordial en este auge. 

Adolescentes que buscan mejorar su apariencia física es algo común en muchas partes del mundo. Según los datos de la ISAPS, más de 170 mil menores de edad se realizaron un procedimiento estético en 2016. Chile no se queda atrás y cada vez más jóvenes asisten a la consulta de un cirujano, así lo indican antecedentes aportados por la Sociedad Chilena de Cirugía Plástica.

Esta generación se caracteriza porque ama la inmediatez y tiene una alta exposición en redes sociales. Por eso, se atreven cada vez más a optar por el bisturí para conseguir la apariencia que buscan. “Cuando los menores ven que algún famoso o influenciador publica un tratamiento en redes sociales, se genera un aumento de los pacientes que solicitan agendar una hora con algún cirujano para imitar los rasgos de éstos”, asegura Claudio Thomas, presidente de la Sociedad Chilena de Cirugía Plástica.

Según los expertos, no es recomendable someterse a tratamientos invasivos a esa edad, ya que, si bien el cuerpo puede estar con su desarrollo casi completo, la madurez psicológica y la imagen corporal no están bien asentadas en los jóvenes. No obstante, con evaluación de psicólogos  y el acompañamiento de sus padres, en ciertos casos, la cirugía plástica sí puede ser adecuada.

En este sentido, muchos adolescentes chilenos están asistiendo al pabellón antes de cumplir la mayoría de edad. Dentro de las cirugías más demandadas por los adolescentes se encuentran la modificación del busto, las piernas, el abdomen y la nariz.

En esta línea el Dr. Patricio Covarrubias dice que “no es recomendable que un menor de 18 años se haga una cirugía estética, pero es distinto cuando se trata de un procedimiento reparatorio, si se tiene una malformación o un defecto grave como labio fisurado o problemas respiratorios que hacen necesaria una rinoplastía”.

En Chile no existe una ley que regule la práctica de la cirugía plástica. Por este motivo, para someterse a una cirugía plástica, no es necesario que el médico tratante sea especialista, lo que significa un riesgo para las personas. Dentro de la región, en Colombia particularmente, ya existe una ley que prohíbe que los menores se realicen aumento de senos y glúteos, liposucciones, entre otros tratamientos. Esta política pública ha tenido un impacto positivo desde su implementación en 2016, regulando los procedimientos estéticos y aceptando las operaciones reconstructivas que tengan que ver con el desarrollo de la personalidad de los adolescentes.

Desde la Sociedad Chilena de Cirugía Plástica aseguran que es importante que se regule legalmente este asunto, tanto para los menores de edad como para los médicos que no son especialistas, pues sería un aporte para mejorar la salud en Chile.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *