Manicure: uñas sanas in corpore sano

Las uñas mordidas, la pintura corrida, uñas quebradas y sucias demuestran abandono, poca preocupación, provocando miradas de rechazo.  Las uñas son la tarjeta de presentación de nuestras manos y con tan solo una hora cada 15 días dedicada a sus cuidados, puedemos evitar situaciones incómodas. Por este motivo nos llamó la atención de modo diferente y no por simple estética el tema de la manicure, sino más allá de la belleza, es decir, veremos la manicure desde la perpectiva de la armonía entre la belleza y la salud de las uñas.

Manicure es el embellecimiento y cuidado de manos y uñas, ésta palabra proviene del latín: Maní=Manos  Cura=Cuidado ‘’(cuidado de manos y uñas).  Para dilucidar conceptos Clínico.cl, se dirijió a Coral Spa, frente a Metro Alcátara, ubicado en el primer piso del Edificio Médico Alcántara en donde nos atendió la Cosmetóloga  Daniela Riveros Anderson  quien accedió a responder todo acerca de la salud de las uñas  y qué se puiede hacer por ellas.

“Las manos y las uñas son una reveladora carta de presentación que complementan la imagen personal. Los cuidados de las uñas no escapan a tratamientos integrales que contemplan  pasos más elementales de belleza.

 Las manos están siempre visibles y realizan cientos de acciones y funciones que hacen peligrar su salud, estando los artículos de aseo, detergentes, químicos y ciertas cremas que a veces no son las adecuadas,  por lo que la manicure es un tratamiento destinado a restaurar y mantener la buena salud de las manos y uñas ”, expresó así el concepto e importancia de la manicure la cosmetóloga Daniela Riveros.

Así la piel de las manos incluyendo las uñas, sufren el desgaste por el contacto directo con:

  •  químicos,
  •  detergente
  • contaminantes
  • agentes infecciosos
  • el sol que afecta la piel
  • y,  además graves problemas como alergias, irritación, infecciones y envejecimiento prematuro.

 Si cuidamos bien nuestras uñas, crecen sanas, fuertes y bonitas;  con el tiempo se vuelven largas y duras. Se debe poner especial cuidado en la atención de las uñas: manténgalas cortas, protéjalas de lesiones, porque los traumatismos en ellas, con frecuencia  disparan o empeoran cualquier problema que ya tienen y, evite limpiarlas con  rudeza y no escarbe debajo de sus uñas con objetos metálicos. Las uñas pueden ser indicadoras de la salud general de una persona y las enfermedades suelen afectar su crecimiento.

¿Cuáles son las características de unas uñas saludables?

“Las uñas cumplen un papel fundamental en la protección de nuestros dedos y en mejorar la destreza. Las uñas pueden darnos pistas importantes respecto a la salud de una persona, ellas crecen desde debajo de las cutículas que están en su base. A medida que crecen las células nuevas, las viejas se comprimen y se desplazan hacia la punta de los dedos. Las uñas crecen alrededor de una décima de milímetro por día y hacen falta más de seis meses para que una uña se regenere. Una uña saludable debe ser suave y tener un color uniforme, sin puntos de otro color, arrugas o surcos.  Se debe evitar a toda costa el descascararse y lo principal es mantener una piel hidratada, uña limpia, enfocarse en retirar la piel muerta sobrante”, enfatiza la Cosmetóloga especialista en manicure.


¿Cuáles son los beneficios de asisitir al manicurista y con qué frecuencia se debe hacer? 

Según nos explicó la Cosmetóloga de Coral Spa, lo principal es la presentación de las manos, el embellecimiento, buena apariencia y la correcta hidratación. Otro de los beneficios es la extracción de piel muerta de la cutícula  y paronniquio, éste último es el conocido padastro. En tanto el eponiquio que es donde nace la uña, estos también se secan por lo que requieren hidratación.

En relación a la frecuencia de la manicure esta no debe superar a las dos semanas, incluso tenemos clientas que asisten al spa todas las semanas, la regularidad la da la necesidad del cliente, la calidad de piel que posea, que tan rápido sea el crecimiento de sus uñas y la hidratacióen que proporcione a sus uñas, explicó la cosmetóloga.

 Consejos prácticos para mantener  uñas sanas:

  • No usarlas como herramientas, no las use para abrir objetos.
  • No se muerda las uñas; morderse las uñas por lo general no produce problemas a largo plazo pero puede agravar otras condiciones. Además puede llevar a que se produzcan serias infecciones de la piel. Use guantes de goma cuando sumerja sus manos en agua y jabón durante mucho tiempo o cuando emplee productos químicos fuertes.
  • Corte sus uñas regularmente, usando alicates o tijeras afiladas y use una lima suave para suavizar las asperezas.
  • Corte los padrastros. Rasgarlos es también rasgar la piel viva.
  • Ponga crema humectante en sus uñas cuando la use en sus manos.
  • Si tiene uñas débiles o quebradizas, manténgalas cortas y cepíllelas después del baño.
  • Para casos severos, trate de usar un humectante especial para manos y uñas antes de dormirse y cúbralas con guantes de algodón por la noche. Algunos problemas de las uñas son benignos.

Cambios en las uñas: pueden ser señal de que subyace alguna causa médica por diversas razones, debe consultar siempre, siempre a su médico; infecciones bacterianas en las uñas, entumecimiento de las manos, diabetes o bronquitis crónicas. Una uña blanca o pálida puede ser signo de anemia. Las uñas enrojecidas a veces pueden ser un signo de enfermedades cardíacas. Si la uña en sí misma es blanca, puede estar indicando alguna enfermedad hepática –hepatitis por ejemplo. Los cambios en el color en las uñas, el crecimiento irregular, las uñas descascaradas o poceadas, también pueden ser signos de cáncer en la piel, especialmente si hay verrugas alrededor de las uñas. Una uña que se se cae de su lecho natural puede ser signo de psoriasis o un efecto secundario de algún tipo de medicamento. Si Ud. está preocupado porque piensa que alguna cuestión con sus uñas puede resultar dañina o requerir tratamiento, la persona a la cual debe consultar es el dermatólogo, quien trata no sólo la piel sino también las uñas.

Prácticas del buen cuidado de uñas:

Debes tratar tus uñas con algo de cuidado tras tu manicura para proteger el esmalte de un descascaramiento y desgaste prematuros.

Siempre cubre tus uñas con guantes si estás limpiando, lavando platos o haciendo trabajo en el jardín.

Resiste la urgencia de masticarlas o juguetear con ellas, lo que puede agrietar la pintura.

Haz tu mejor esfuerzo para mantener tus uñas fuera del agua por un periodo largo de tiempo. Esto incluye la ducha o la bañera.

Haz que tus baños o duchas sean menores de 15 minutos.

En un centro estético poco higiénico es posible contraer una infección u otra enfermedad de uña si los dispositivos aplicados no fueron desinfectados o cambiados. Por lo tanto, la higiene para cada estudio de uña es la obligación más importante. Un diseñador de uña que haga una labor negligente puede ocasionar una gran molestia en la uña del cliente.

“Para mí lo más importante es entregar una importante calidad en el servicio, yo me demoro entre 45 minutos hasta una hora, 20 minutos, dependiendo del estado en que llegue la mano y la uña. Lo más importante es desarrollar un trabajo con materiales de excelente calidad y su limpieza y esterilización.

El ritmo de crecimiento de las uñas varía de un dedo a otro y de una persona a otra. Las uñas crecen a una velocidad promedio de 0,1 mm/día (1 cm cada 100 días o unos 4 mm al mes). El ritmo exacto depende de la edad, la estación del año, la cantidad de ejercicios hechos y factores hereditarios. Si no se cortan, las uñas pueden alcanzar una longitud considerable. Las uñas de las manos crecen cuatro veces más rápido que las de los pies.  El exámen del aspecto de las uñas se ha usado frecuentemente en el pasado como herramienta de diagnóstico de diversas enfermedades o desequilibrios fisiológicos.

 Trátelas con  cuidado. Las uñas son muy importantes para nuestro bienestar, si nota  cualquier cambio en su apariencia busque ayuda profesional para  un tratamiento adecuado. No es necesario que las uñas sean largas, coloreadas, extremadamente luminosas, es suficiente con que estén bien cuidadas para completar la apariencia de saludable y no recurra a cualquier lugar sin recomendaciones o sin asegurarse de la calidad de los elementos con los que atienden.

 

 

 

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *